Los pobladores de la Inspección de Mateguadua, y veredas aledañas como La Estrella, El Temblón, Reina Baja, El Fono, El Triunfo y demás, se dieron cita el pasado domingo 10 de septiembre para participar en la Jornada Móvil de Acceso a la Justicia, promovidas por el Sistema Local del municipio de La Montañita

Mateguada es una Inspección del municipio de La Montañita, que se encuentra ubicada sobre la vía que, del casco urbano, conduce a la población de San Antonio de Getuchá (Puerto Milán) en su mayor parte por carretera sin pavimentar. El caserío cuenta en promedio con 80 viviendas, la mayoría en madera y aquellas dedicadas al comercio están construidas en material de concreto o ladrillo.

Entre niños, mujeres, jóvenes, hombres, adultos mayores, suman alrededor de 360 personas, que han persistido pese al largo capítulo de conflicto armado y a las desigualdades sociales propias de las comunidades rurales dispersas. Allí se ha mantenido también la Institución Educativa Rural Mateguadua, firmes en la formación de niños y jóvenes que aporten al desarrollo de esta región.

Prueba de ello, fue el rol protagónico que tuvieron los jóvenes en la preparación y desarrollo de la sexta Jornada Móvil de Acceso a la Justicia, un evento que convocó a la comunidad en general y a las veredas circunvecinas, para brindar asesorías personalizadas en solicitudes y trámites que permitieran la garantía de derechos.

A los jóvenes le confiaron la misión de preparar el Polideportivo Central y ellos pusieron todo el talento y la creatividad, ambientando el sitio de atención con bombas de colores de la bandera de Colombia. El escenario se preparó de manera impecable, con el estilo jovial que permitió que esta jornada tuviera un toque especial.

Ya en el evento, amenizaron el espacio con danzas y cantos, por todos lados se venían jóvenes con el uniforme de educación física tratando de que todo saliera perfecto, en el sonido programaron música variada, que sirviera de fondo, sin embargo, las rancheras y los vallenatos, fueron los géneros más sonados.

Mientras tanto la jornada avanzaba, en los escritorios las entidades e instituciones escuchaban de manera atenta y personalizada a los participantes, asesoraban, sugerían, tramitaban documentos, en espacios grupales se realizaba pedagogía desde Familias en Acción, el Programa Casa Materna, la Inspección de Policía y la Agencia de Renovación del Territorio -ART.

Si bien no es fácil hablar de relevos generacionales en los liderazgos del Caquetá, los jóvenes demuestran una vez más, que tienen el potencial y el entusiasmo de sumarse a todas aquellas tareas que se programen en beneficio de la comunidad, como las Jornadas Móviles de Acceso a la Justicia, que permiten a las entidades e instituciones lleguen a la ruralidad dispersa.