Comunidades Afrocaqueteñas, Indígenas y Campesinas, protagonistas de la VII Jornada Móvil de Acceso a la Justicia en el departamento del Caquetá

Río Negro es un corregimiento del municipio de Puerto Rico, está ubicado al norte del departamento, pero para llegar allí es necesario desplazarse por El Doncello o a través de vía fluvial por el río Guayas. Esta condición especial de dificultad para llegar hasta el casco urbano, permitió que se priorizara como escenario para el desarrollo de la séptima Jornada Móvil de Acceso a la Justicia en Caquetá.

El ambiente no podía ser mejor, las mujeres afros, indígenas y campesinas, se encargaron de la olla comunitaria, al son de sonrisas y toques secretos prepararon una deliciosa sopa de mute. Los hombres fueron los anfitriones del encuentro, se encargaron de recibir a los participantes y a las diferentes instituciones visitantes, ambientando el lugar para este encuentro fraternal de etnias y por supuesto para el desarrollo de la Jornada Móvil de Acceso a la Justicia.

La música caqueteña siempre estuvo de fondo, las palabras de apertura estuvieron a cargo del Presidente de la Junta de Acción Comunal y amigo fiel de la familia REDCaquetáPaz, Licinio Machado, quien con un saludo de hermandad abrió las puertas de su corregimiento a todos los presentes. Así se iniciaron de manera oficial las asesorías personalizadas y los escenarios pedagógicos, por parte de los promotores del Sistema Local de Justicia de Puerto Rico y de las entidades de apoyo.

De las veredas aledañas llegaban cada vez más personas, en busca de resolver inquietudes frente a solicitudes ya de trámites en materia de justicia, otros por primera vez se acercaban a las entidades a presentar denuncias formales, buscando resarcir un poco pérdidas materiales y humanas que les dieron la condición de víctimas silenciosas del conflicto. Sin embargo todos, con una luz de esperanza en este momento histórico para el país, que hace protagonista el departamento.

Es una maravilla ver a todos estos doctores aquí, me llena de tranquilad y felicidad el ver que vamos por buen camino hacia la reconciliación, hace mucho que no veíamos al Estado aquí, pues nuestra región ha sido estigmatizada e invisibilizada por la institucionalidad” Alicia Vega de Balanta, líder afrocaqueteña.

Así se fue dando el encuentro, entre saludos, consultas y acuerdos. Los comunales también tuvieron su espacio propio para conversar sobre las tareas que tienen en época de posconflicto; niños, mujeres y comunidad en general fueron atendidos por el médico del Hospital Local y un equipo humano del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar –ICBF- realizó jornadas de prevención en diversos temas relacionadas con los núcleos familiares.

Sin duda, la Jornada Móvil de Acceso a la Justicia en Río Negro Caquetá, fue una excusa para el encuentro fraternal de las etnias, que suma a la garantía de derechos de las poblaciones pluri-étnicas y rompe barreras físicas para que el Estado siga llegando a la ruralidad dispersa.